El PI Provincial eligió nueva Mesa de la Convención, con amplia mayoría de mujeres y juventud

Actualidad 09/12/2020
En el documento se hizo una férrea promoción de la nacionalización de sectores de la economía, reforma judicial y lucha sin cuartel frente al lawfare.
IMG-20191003-WA0074

   Especialmente habilitado por la Justicia Federal con competencia electoral sesionó el máximo órgano de gobierno del Partido Intransigente bonaerense, mediante la aplicación de la plataforma Zoom.

   En la oportunidad, la histórica fuerza fundada por Oscar Alende, eligió a las autoridades de su Mesa Provincial con amplia mayoría de mujeres y representantes de la juventud intransigente. Fueron electos como presidente, vice y secretario general, respectivamente, Néstor Morelli (Berisso), María Basile (Coronel Rosales) y Roberto Regalado (Trenque Lauquen) .-

   Las secretarías fueron distribuidas de la siguiente forma: Asuntos Educacionales y Cultura, Andrea Álvarez (Olavarría); Asuntos Municipales y Legislativos, Patricia Domínguez (Magdalena); Asuntos Gremiales, Luis Valenzuela (Benito Juarez); Derechos Humanos y Sociales, Liliana Véliz Inclán (Moreno); Salud Pública, María Florencia Decundo (Chacabuco); Asuntos Económicos, Pablo Buenaventura (General Pueyrredón); Asuntos Agrarios, Andrea Melisa Nycolyszyin (Lanús); e Interpretación, Asuntos Políticos y Reglamento, Matías Ignacio Ferreyra (La Plata).

   Además, integran la Mesa Provincial como titulares por la juventud intransigente, Jéssica Mabel Véliz Inclán (Moreno) y Martín Calvo (Quilmes); y como suplentes, Emilce Mendoza (La Matanza) y Ailin Gabriela Nyckolyszin (Lanús).

   En el informe político, puesto de manifiesto por el doctor Juan Ignacio Ferreyra, en su carácter de presidente del Comité Provincia, en lo relativo al rol de la fuerza, señaló que "el presente de nuestra Patria, el futuro de la juventud argentina y el resguardo de las próximas generaciones, requieren de la intransigencia su aporte humilde y franco, pero necesario".

   "El interés de la Nación, precisa una vez más de la conducta aleccionadora de lo que nos legaron Leandro Alem, Hipólito Yrigoyen, Moisés Lebenshon y Oscar Alende; exige de las y los intransigentes una nueva demostración histórica por afianzar el porvenir de la República y la formulación de un nuevo y definitivo proyecto de liberación nacional y social, junto a todas las fuerzas coincidentes", agregó.

   En relación a ello, los intransigentes, expresó que "ese modelo demanda que en su búsqueda aportemos nuestra historia, militancia y programa que en lo económico y financiero postula la nacionalización del comercio exterior y de la banca, de los recursos naturales y los servicios públicos, el de una reforma agraria y fiscal progresiva e impostergable, y el de la planificación nacional y provincial, con participación popular, para el desarrollo y la complementación regional, que nos obliga a buscar el camino, el cauce político adecuado para el logro irrenunciable del objetivo estratégico de socializar la riqueza, la cultura y el poder".

   Asimismo, en referencia a la reforma judicial, "exigimos la inmediata libertad de las y los presos políticos, la lucha sin cuartel contra el lawfare y la rápida reforma Judicial que rompa la hegemonía del poder económico y sus corporaciones, enquistados en sectores de ese ámbito oscuro, elitista y antipopular que caracterizó y caracteriza esa función del poder estatal".

   "Proponemos, por tanto, que la reforma judicial debe, mínimamente, garantizar el control popular de la gestión, la igualdad de acceso, perfeccionamiento en la carrera y revocatoria de la función de magistrados y funcionarios judiciales, en especial, de los que contradictoriamente con su función, desde el poder judicial faciliten y/o promuevan la desestabilización de gobiernos populares, la persecución judicial de los representantes del pueblo y la supina negación de derechos individuales, sociales, humanos, colectivos, de tercera y cuarta generación”.

Te puede interesar